”Ante todo somos restauradores”

La ciudad de La Alhambra y en particular el Hotel Nevada Palace, buque insignia de Grupo Abades, ha sido la sede de un nuevo Desayuno de Trabajo de RESTAURACIÓN NEWS. En esta ocasión, la reunión se centró en el análisis del modelo de negocio de Abades, empresa familiar donde las haya en el sector de la hostelería en Andalucía y en España.

La convocatoria contaba con el condicionante de situarse fuera de las habituales capitales en las que la revista suele realizar sus reuniones para sus clientes anunciantes. Sin embargo, esto no fue un freno a la asistencia. Al contrario, cuarenta empresas de alimentación, bebidas y non food –record de todos los desayunos llevados a cabo en cuatro años- se dieron cita en Granada para escuchar a Antonio Martín Arjona, director general de Grupo Abades, y a Maudilio Sánchez, director de explotación del mismo grupo.

Antonio Martín fue el primero en presentar a los asistentes los rasgos característicos del grupo. “Pese a su actividad multiconcepto y multiespacio, Abades es” -matizó Martín- “ una empresa de restauración, que data de hace cuarenta años (cuando el padre de cinco hijos arrancó con el negocio) ya que como grupo sólo cuenta con 17 años de historia”.

Las actividades principales de Grupo Abades se basan en tres polos de actuación: Por una parte, los servicios a viajeros, bien sea en carretera o en aeropuertos; por otra, las concesiones para ofertar servicios de catering, en especial en palacios de congresos y recintos feriales; y, tercero, los hoteles, rama en la que pueden presumir de que el peso de la restauración en la cifra de ventas global supera el 50%.

En total poseen 28 establecimientos y puntos de restauración, con una plantilla de ochocientos trabajadores. Al frente de esta plantilla se encuentra un equipo directivo joven, cuya media de edad no supera los 45 años.

Expansión
Geográficamente puede decirse que Abades domina el mercado andaluz, ya que está presente en siete de las ocho provincias de esa comunidad. Además, su dinámica de crecimiento parece imparable: El grupo está a punto de inaugurar nuevas áreas de servicio (recientemente se puso en explotación la de Pedro Abad, en Córdoba, en un espacio de cuarenta mil metros cuadrados), planea abrir en nuevos aeropuertos y quiere completar su oferta hotelera con hoteles de propiedad en Sevilla y Málaga y con otro en Córdoba del que asumirán la gestión.

En los servicios de catering, la alta gama es su especialidad y ya han atendido hasta siete mil comensales, esperando superar esa cifra con el evento que IBM le ha encargado para el 2008. Esa actividad trepidante en catering de congresos les ha llevado a crear una empresa de facilities management, para completar la gama de servicios a ofrecer a los clientes.

Toda esta actividad ha permitido a Grupo Abades pasar de los seiscientos mil euros de facturación en 1991 a cincuenta millones en 2007. Las previsiones de sus responsables pasan por alcanzar una cifra de negocios de entre 60 y 65 millones el año que viene, siempre que se cumplan los plazos previstos paras inauguraciones. Este fulgurante crecimiento ha llevado a Abades a asumir nuevos retos, como por ejemplo el inicio de la centralización de algunas operaciones.

El director general aprovechó su intervención para destacar la importancia de las ventas en las tiendas de los establecimientos, en las que se puede encontrar desde una corbata de Agatha Ruiz de la Prada hasta los más artesanos productos andaluces, rubro éste que posee además un trato especial en los corners creados especialmente y denominados El Cortijo de Abades.

Centralización de operaciones
De concretar estos temas se ocupó Maudilio Sánchez, director de explotación y encargado de compras de Grupo Abades. Sánchez destacó el importante paso dado por la empresa al decidir ocupar una nave de cuatro mil metros cuadrados en la localidad granadina de Loja. Allí, la mitad del espacio se dedica a centralizar la recepción y distribución de mercancías para sus establecimientos (non food y alimentación seca). El resto está reservado para la construcción de una cocina central que le permita garantizar hasta el setenta por ciento de sus elaboraciones para la red de locales.

Este paso no se podría haber dado si no hubiera ido acompañado de otro importante avance en el tratamiento de la información, ya que gracias a los desarrollos informáticos que han logrado con el apoyo de la empresa ICG pueden ahora conocer al detalle los flujos físicos y financieros del grupo y toda la vida de las transacciones comerciales con los proveedores.

Sánchez aseguró que el volumen de compras del grupo, cifrado en la actualidad en unos doce millones de euros, seguirá aplicándose a la oferta de platos de una cocina tradicional, pero no desecha las nuevas gamas de productos que permitan combinar la cocina diferida y la de ensamblaje a partir de acuerdos con proveedores, a ser posible mediante negociación y distribución directa.

Tras las explicaciones de ambos directivos se abrió un coloquio con los asistentes, que fue rico en intervenciones de los mismos y también en las contestaciones. Entre otras cosas, los presentes tuvieron oportunidad de conocer que Grupo Abades cuida mucho la formación de sus chefs a través de continuos trainings con expertos gastronómicos (recientemente, Tony Botella impartió un seminario sobre cocina en miniatura), o cómo la fidelidad y confianza que guarda el grupo con algunos proveedores no les va a impedir abrir nuevos cauces de relaciones comerciales, fundamentalmente con empresas que le solucionen los problemas derivados de la expansión que afrontan. Y sobre todo, con el funcionamiento del nuevo almacén centralizado, ya que podrán deslindar convenientemente los costos de los productos del costo logístico de los mismos.

Tras dos largas horas de reunión, el editor de RESTAURACIÓN NEWS, Miguel de Haro, encargado de moderar en el coloquio, invitó a los directivos del Grupo Abades a incorporarse al selectivo colectivo de cadenas de restauración y hoteles que en la próxima edición de EXPOfoodservice serán protagonistas del Área ESPACIO-NEGOCIO, lugar que se está convirtiendo en una plataforma de relaciones comerciales tan eficiente como eficaz para la mejora de las alianzas y relaciones entre operadores y proveedores de la restauración moderna. l