Conectividad ‘a tope’

Las TIC han tomado posiciones en los restaurantes más allá de la oficina y el almacén. Están en la cocina y en la sala; en la mesa del marketing manager y en la del cliente que recibe sus puntos de fidelización. Innovaciones que nos dan la posibilidad de clasificar las mejoras según los distintos estadios en los que se produce la “meal experiencie”: en la selección del local, en la llegada al mismo, en la selección de las ofertas de la carta, en el pago, en la opinión sobre su satisfacción y su posible repetición de visita.

Es decir, al cliente potencial se le facilita información sobre el restaurante, modo de reservar para no encontrarse sin plaza o tener que esperar un segundo turno, conocer y elegir los platos de la carta, pedir la cuenta, pagar sin dinero ni credit card y recoger los premios y promociones por su fidelidad.

Como ejemplo destacado de esto, en Salamanca, el restaurante Rivas, ubicado en Vega de Tirados, acaba de estrenar una novedosa carta interactiva de vinos y licores. A través de una tableta electrónica del tamaño de un folio y bastante delgada, tiene una pantalla táctil que permite al comensal conocer las características, precios, notas de cata, etc., de las más de cuatrocientas referencias que posee la bodega. Otro caso es el del restaurante Etxanobe, en Bilbao, con una estrella Michelín, que ha sustituido la carta por una tableta de Apple, el iPad. Con ella, los clientes eligen sus platos, pero también van a poder ver los ingredientes que se utilizan en cada receta.

Matrimonio indiscutible
Diseñadores de software y fabricantes de hardware caminan hacia un indisoluble matrimonio que eleva a los altares a una serie de sofisticadas herramientas (TPV y comanderas) para los operadores, móviles en su amplio espectro para los clientes con tecnologías como la NFC (Near Field Communication), kioscos de pedidos para evitar colas, avisadores para unos y otros… que tienen como objetivo caminar hacia un sistema de control y registro integral de toda la vida de un acto gastronómico para que no se pierda información, se administre y utilice para tomar decisiones que optimicen el trabajo de unos (por ejemplo la gestión de las mesas donde fue pionero TGI Friday´s conociendo el consumo por mesa y plaza, conforme podía ordenar al servicio ofertar promociones para mejorar la cuantía de su final ticket medio) y el placer de los otros.

Innovaciones que sirven para la gestión del tiempo (avisadores de cocina a camareros o clientes como los que han hecho famosos a Vapiano); sistemas de reserva on-line que han posibilitado se usen como modo de reactivar ventas por parte de los restaurantes, menús virtuales bien sobre la mesa como popularizó Inamo en Londres y ahora ya se pueden ver en España, por ejemplo en Madrid, en Eatperience, o en kioscos como los que McDonald´s se va a encargar de popularizar para reducir colas y como todos los operadores aspiran “servir a más clientes en menos tiempo” mediante selección de items que conformen el pedido y pago con tarjeta o finalmente, todo un arsenal de alternativas para pagar: tarjeta con chip y aplicación de RFID, móvil con aplicaciones NFC (un sistema que permite la transmisión de datos de forma instantánea e inalámbrica entre dispositivos que se encuentran a menos de veinte centímetros) y que tuvo el año pasado en Sitges una prueba piloto acompañada de éxito.

Innovación sin freno que camina hacia la explotación del negocio en red para aquellas empresas de restauración que, en cadena, precisen de una gestión individual, pero también colectiva, de todos y cada uno de sus establecimientos.

Gestionar mejor los restaurantes de campings
El Camping Resort Cambrils Park y El Camping Resort Sangulí Salou, ofrecen la más amplia gama de servicios de toda la Costa Dorada (Tarragona), así como las mejores y más modernas instalaciones. En el capítulo de servicios de restauración no han querido quedarse atrás. Para sus más de diez unidades de restauración, Sighore ha realizado la instalación de una veintena de TPV’S con más de catorce mandos de radio frecuencia. Todo implementado con software especializado en restauración.

Con un almacén central por resort, todas las instalaciones están enlazadas a la central de restauración. Debido a la amplitud de las superficies y a las dificultades, se ha implementado un sistema ágil que permite tener toda la información de los resorts en su central. La información generada por los diferentes establecimientos, se centraliza en un servidor de gestión y desde allí se lleva la administración, almacenes, compras, ventas, etc. Se cuenta además con la posibilidad de acceder a los datos desde cualquier otro punto con conexión a la red.

Sighore en su afán de avanzar en los procesos de gestión para la restauración moderna ha realizado, conjuntamente con sus socios tecnológicos, Codisys, Orderman y Toshiba, una de las instalaciones más modernas y completas de España.

Las franquicias confían a Codisys la gestión centralizada de sus negocios
La Mafia se Sienta a la Mesa ha elegido la Solución Codyshop Suite de Codisys (empresa global especializada que aporta soluciones tecnológicas de hardware y software a los restaurantes), para gestionar de una forma centralizada el negocio de sus locales propios y franquiciados, que suponen un total de 27 unidades. Sus locales tienen la solución Codyshop Suite en los TPV’s y en los terminales de radio-comanda Orderman Sol para las terrazas.

Con esta solución pueden gestionar sus restaurantes de una forma fiable, rápida y asegurando la comunicación entre la sede central y sus establecimientos garantizando así poder ofrecerles el mejor servicio.

Por otro lado, permite al franquiciado tener una herramienta diseñada a medida para el control total de su negocio mediante:
– Gestión de compras a sus proveedores homologados.
– Realizar promociones para sus distintos tipos de clientes en cada establecimiento.
– Realizar campañas de fidelización de clientes en medios de comunicación y que automáticamente están reflejadas en los restaurantes, pudiendo ofrecer un servicio personalizado a los clientes y conocer sus hábitos de consumo, preferencias, etc., cara a poder promover una mayor asiduidad de éstos. J RN

JRN