Crece la demanda de Lunch Box en el segmento de convenciones de empresa

El sándwich va a tener un activo protagonismo en el segmento de congresos profesionales y convenciones de empresa, como consecuencia de los reajustes presupuestarios que se están produciendo, fruto de la recesión económica que atraviesan todos los mercados.

Ésta es una de las conclusiones que se deducen de la intervención de Quim Gener, director de hostelería del CCIB de Barcelona, en Sandwichforum 2009. Gener aportó estadísticas de cómo se reduce la demanda de servicios de restauración tradicional, mientras crece la de lotes para picnic en las que las Lunch Box poseen un singular protagonismo, tal como se concluye de la facturación que suponen, con relación a los ingresos totales en materia de servicios de restauración.
Gener destacó cómo las ventas de Lunch Box, que suponían un 6% de los ingresos totales en 2007, se habían doblado en 2008 hasta llegar al 12,61%, aguantando muy bien en el presente ejercicio 2009, ya que para lo que llevamos del año, suponen un 13,06%.
En su intervención, este ponente destacó también la necesidad de que los envases de los sándwich se ajusten a unas características específicas que, en momentos en que el desarrollo sostenible implica un compromiso del fabricante, deben poseer para asegurar su biodegradabilidad. Además, hizo votos porque los bocadillos tipo baguette puedan servirse en sus mejores condiciones, ya que con el paso del tiempo pierden virtudes organolépticas.
Por otra parte, según Javier Rodríguez, director general de Quick Chef, firma que elabora sándwiches bajo la marca, FRESCUS, el mercado de Lunch Box está creciendo de forma considerable no sólo en convenciones y congresos, sino también en cadenas hoteleras que deben ofrecer a sus huéspedes soluciones de comida, cuando se producen sus desplazamientos para hacer excursiones y visitas turísticas.
Rodríguez defendió de forma apasionada en uno de los coloquios de Sandwichforum 2009, el principio de que hay que valorar el sándwich estuchado como comida principal. Y además, que hay que sacarlo cuanto más rápido mejor, de un mercado de precio, donde apenas se pueden ofrecer productos de calidad, cuando los fabricantes poseen tecnología de proceso y producto para lograr tal fin.