Decanos del equipamiento para hostelería de Madrid

Desde que en 1830 Manuel Valles iniciara la aventura empresarial de Flores Valles, seis generaciones han estado al frente de esta compañía a la que sólo le faltan 25 años para ser bicentenaria. 2007 es el año de su 175 aniversario, una edad que la convierte en la empresa más antigua de Madrid, desde su nacimiento dedicada al diseño y fabricación de cocinas industriales y mobiliario de laboratorio.

¿Cuál ha sido el secreto del éxito de la firma? Fundamentalmente la unión de materiales de altísima calidad junto con a un equipo humano con una gran experiencia y profesionalidad en todas las fases del proceso productivo. Como muestra, valga resaltar la existencia de un departamento de I+D propio, encargado de diseñar íntegramente todos sus productos, combinando las últimas tendencias en estética con las innovaciones tecnológicas más vanguardistas. Como resultado, Flores Valles ha colaborado con muchas empresas y organizaciones públicas y privadas, tanto en el mercado nacional como en el exterior. Los restaurantes Zalacaín, Jockey, el Hotel Ritz o el Hotel Meliá Castilla; así como el Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), el Centro Nacional de Investigaciones Cardiovasculares (CNIC), o el Centro Tecnológico Repsol YPF; u organismos oficiales y militares como el Palacio Real, Presidencia de Gobierno, el Congreso de los Diputados o la Asamblea de Madrid… han confiado en esta empresa.

La celebración del aniversario
Durante el acto conmemorativo del 175 Aniversario de la empresa, intervinieron José Luis Flores Anguita, actual vicepresidente de Flores Valles e hijo del homenajeado Luis Flores López, que agradeció al equipo humano de la empresa su trabajo y profesionalidad, y a sus clientes la confianza mostrada, generación tras generación, y que han hecho posible celebrar este cumpleaños. La proyección de un vídeo, repasando la trayectoria de Flores Valles a lo largo de toda su andadura, hizo patente, a través de los testimonios de personalidades como Juan Pablo Felipe -Restaurante El Chaflán-, la familia Moreno -propietaria de las Pastelerías Mallorca-, o Rafael Ansón, -presidente de la Academia Española de Gastronomía-, que han sido muchos los que han depositado su confianza en el buen hacer de la compañía a lo largo de su historia. Para clausurar el acto, el Alberto Ruiz–Gallardón, alcalde de Madrid, entregó una placa conmemorativa al presidente de Flores Valles, reflejo de su trayectoria empresarial. l
RN