El café más viajero de Madrid

Tienda, auditorio, agencia de viajes y un acogedor espacio para el National Geographic Café, con una carta diseñada por el riojano Miguel Espinosa. En ella destaca la cocina en miniatura, siempre desde el punto de vista multicultural que caracteriza a National Geographic y con unos precios muy asequibles.

“Nuestra especialidad es la cocina en miniatura, con platos muy creativos, basados en la cocina tradicional. Por ejemplo, uno de nuestros pinchos, el de pulpo a la gallega, es ya conocido entre nuestros clientes: La innovación radica en su preparación, con un sistema especial que guarda todas las cualidades del producto y que hace que se cocine en su propio jugo”, explica el chef Miguel Espinosa, quien como premisas de su cocina establece dos: buen producto y transparencia. Sus precios oscilan entre los 2,25 euros de la “Gilda de toda la vida” (aceituna, anchoa y guindilla en vinagre) y los 4,75 euros de las “Tres piezas de sushi del día, con soja y wasabi”. Aunque a él se le podría calificar de abanderado de los pinchos, la oferta no queda ahí. Dentro de su estilo desenfadado, se pueden encontrar aperitivos como los nachos con guacamole – para abrir boca -, charcutería, ensaladas y cremas, pescados, carnes y postres. Almorzar o cenar sale por unos 20 euros y si se busca probar un poco de todo, el menú degustación, por 30, es buena opción. Y los menores, pueden decantarse por el menú infantil. No hay que olvidar, que en la tienda hay una zona con productos para este público y se organizan actividades destinadas a ellos, como talleres de astronomía.

Pero además, tanto para el catering de eventos que se están celebrando en el multiespacio, como para incorporarlo a la oferta del Café, Espinosa investiga platos de otras culturas: “Hemos preparado una carta específica, que refleja en los platos la mezcla de culturas y sabores que se pueden apreciar en el store”. La filosofía de National Geographic, una entidad sin ánimo de lucro fundada hace 122 años, siempre ha sido la de celebrar las distintas culturas del mundo, y en el aspecto gastronómico también existe esta aspiración: “Aquí te puedes trasladar a cualquier parte del mundo de un bocado”, comenta el chef.

En su cocina, dice, no se utilizan, salvo excepciones, productos de cuarta y quinta gama. “Es un lujo que tengamos aquí al lado el mercado de la Plaza de los Mostenses, con lo que el pescado y carne casi siempre es del día y además tenemos un equipo de cocineros muy bueno”
“La parte destinada al Café en la tienda está teniendo una fantástica acogida por parte del público que se acerca a conocer el espacio National Geographic. Especialmente durante las horas de la comida los días de diario y durante todo el día los fines el semana, el Café esta lleno de gente”, afirma Espinosa, dando así a entender la amplitud del horario del National Geographic Café (de lunes a jueves de 8:30 a 24:00 y hasta la 1:00 los fines de semana). Desde el punto de vista del negocio hostelero, que si bien supone una pequeña parte de la facturación con respecto al retail, no se descuida, todas las franjas están cubiertas con una variedad de cafés, tés, chocolates, zumos de fruta, tostadas, paninis, bowls y repostería. Para el afterwork o la primera copa de la noche, el cliente puede recurrir a los combinados o cocktails, pero, sin duda, la reina indiscutible de la carta de espirituosos es la ginebra. Hay para elegir entre 14 marcas.

Todo está a la venta
De las tres plantas del National Geographic, dentro de un luminoso edificio del epicentro turístico de Madrid, el Café ocupa la última. Con capacidad para 50 personas sentadas o 150 de pie, resulta un espacio atractivo y cambiante donde predomina la madera y los objetos étnicos mezclados con detalles modernos como las tuberías vistas o las lámparas funcionales. Todos los muebles y artículos que decoran el Café, se venden al público y a medida que se los llevan, se van sustituyendo por otros. Se pueden encontrar lámparas de cristal de Marruecos, motos hechas con mimbre o caballos de madera traídos de Indonesia. “Todos elos son únicos y reflejan en su etiqueta el origen y el respeto por las personas que los han elaborado de forma artesanal en cualquier punto del planeta”, señalan los responsables del proyecto.

El National Geographic Store de Madrid, inaugurado el pasado 19 de noviembre de 2010, ha surgido de la joint venture de dos empresas (no así, el resto). Por un lado, Barceló Viajes y por otro, Worldwide Retail Store, licenciataria exclusiva de National Geographic para la apertura de locales comerciales a nivel internacional. Ha sido posible, según la propia organización, porque ambas organizaciones comparten valores como la mexcla de culturas, el cuidado del planeta o el interés por el viajero contemporáneo.

En la parte destinada a retail, la principal, se pueden encontrar productos de todo tipo, desde sus conocidos libros y guías, hasta ropa, mapas, muebles… Cuenta con un auditorio para la celebración de eventos y un espacio para los viajeros creado por Barceló, en el que se atenderá a los interesados en conocer cualquier rincón del planeta.

La tienda madrileña, en la que trabajan 35 personas, ha estado precedida por la apertura de Londres en 2008 de la flagship Store de 1.800 metros cuadrados en la céntrica Regent Street. Después llegó la de Singapur, ubicada en el centro comercial más concurrido de la ciudad, con 1.600 m2. Durante 2010 se inauguraron las tiendas National Geographic de Kuala Lumpur (Malasia), de 500 m2, y otra mucho más pequeña que sus prececesoras (120 m2) en la nueva terminal del Aeropuerto de Málaga. Estas dos últimas no disponen de espacio para la gastronomía. En los próximos meses, han revelado desde National Geographic, habrá una nueva tienda en Barcelona. Todas ellas son propias.

Estos multiespacios ofrecen productos y servicios inspirados en los cuatro grandes pilares que sustentan a esta organización desde su fundación: exploración, conservación, educación e investigación. Desde 1888 la National Geographic Society destina sus beneficios a estos fines. Ha financiado más de 7.000 expediciones por todo el mundo. (www.ngmadridstore.com)

JE. G. G.