“El sector de la distribución en la hostelería requiere de verdaderos especialistas”

Las características del entramado hostelero y de servicios en Cataluña otorga una gran importancia al sector de la distribución de bebidas y productos de alimentación. Con un sector hostelero cada vez más profesionalizado, la selección de una gama específica y de un servicio adaptado a sus características es imprescindible. En este entorno nace la Asociación de Empresas de Distribución y Logística de Bebidas y Alimentación de Cataluña (Adiscat), que se constituye en Barcelona el 30 de septiembre del año 2004.

En la actualidad, el sector de la distribución de bebidas y alimentación, en el que operan las empresas asociadas de Adiscat, factura 1.050 millones de euros, cuenta con 150 empresas, emplea directamente a 4.500 personas en el ámbito de Cataluña, y dispone de una flota de 3.400 vehículos.

En sus inicios Adiscat agrupaba al 60% del sector y uno de sus principales objetivos era conseguir la máxima representatividad y participación de la actividad de distribución capilar en Cataluña. Poco a poco lo van consiguiendo y actualmente, representa más del 80% del sector. “Esta alta participación otorga a Adiscat una importante credibilidad y representatividad ante las administraciones e instituciones”, según fuentes de la asociación.

Hoy día, Adiscat agrupa a 119 empresas de Cataluña -114 de ellas integran los grupos Disbesa-Darnés, Costa Brava, Serhs Distribución, B-Grup, Comergrup y Hostali; y las cinco empresas restantes son independientes-, que emplean a más de 3.600 trabajadores, con unas ventas que superan los 830 millones de euros; y comercializan y distribuyen cien millones de cajas al año, dando servicio en más de sesenta mil puntos de entrega, con una flota de 2.700 vehículos entre comercial y reparto.

Objetivos y perfiles
Josep Darnès, presidente de Adiscat y de Fedishoreca, patronal de la distribución para la hostelería y la restauración, destacó a RESTAURACIÖN NEWS los objetivos concretos de Adiscat: “Su actividad prioritaria es trabajar de forma corporativa por los intereses comunes de las empresas del sector y dar a conocer la importancia de su actividad y servicios, que son claves para sectores como la hostelería, el ocio y el turismo. Nuestros objetivos son, principalmente agrupar a la mayor cantidad de empresas del sector de Distribución al canal de consumo fuera del hogar (CFH); dar a conocer la importancia del sector ante los estamentos político, económico y social; buscar respuestas a los problemas del sector; elaborar y difundir información, estudios e informes sobre el sector y su problemática; organizar y profesionalizar el sector; y ser interlocutores válidos, para la defensa de sus intereses económicos y sociales, ante las administraciones e instituciones, a nivel local, autonómico y nacional”.

Adiscat se organiza a través de una Consejo Ejecutivo, responsable de la dirección, gestión y administración de la asociación; y de una Asamblea General de Socios, que es el órgano soberano para la toma de decisiones de la asociación. “Desde sus inicios, Adiscat se ha dotado, para su funcionamiento, de una estructura organizativa propia, profesional y reducida. Está formada por un secretario general, Josep López de Lerma, abogado y profesional de gran prestigio; por un Director Ejecutivo, José Manuel Fernández Echevarría, conocedor del sector y con experiencia de gestión en el mundo de la empresa; y por una Assistant-Secretaria. El resto de los servicios son externos”, puntualiza Darnés. Pero además de estos nombres, destacan otros miembros de la asociación: Jordi Pujol Medina y Antonio Palmada Lloveras, vicepresidentes; y Josep Isanta, Joan Jordi Mallorca y Eudald Busquets, vocales.

Respecto al perfil de los asociados, “todos –explica Josep Darnés- tienen una característica común: que venden y distribuyen a la hostelería y restauración. No obstante el perfil es variado, ya que en la asociación agrupamos al 80% del sector en Cataluña. La mayoría de los distribuidores son empresas familiares, y están especializadas en la venta y distribución de bebidas, como cervezas, aguas y refrescos, que son la base de su negocio. Pero también están los grupos de distribución, lideres del sector en España por su volumen e innovación, que comercializan más de 2.000 referencias, con una gama de productos que incorpora desde licores y alimentación no perecedera a frutas y verduras o productos con distribución en frío”.

“El sector Horeca ofrece importantes oportunidades”
Según el presidente de Adiscat y Fedishoreca, estamos frente a un sector Horeca que ofrece “importantes oportunidades, ya que supone más de un tercio del consumo alimentario en España, con un mercado que se aproxima a los 30.000 millones de euros, y con un crecimiento anual medio en torno al 4%. En numero de establecimientos está en torno a los 350.000 y aunque en los últimos años hay un movimiento de concentración en la llamada Horeca Moderna, ésta no alcanza el 15%. Por tanto, se da una situación de un alto número de establecimientos y puntos de entrega, que suponen una verdadera dificultad para comercializar y distribuir los productos de bebidas y alimentación que en ellos se consumen. Esta situación y el hecho de que la hostelería esté cada vez más profesionalizada, hace que el servicio de suministro a horeca requiera de auténticos especialistas en la distribución capilar, de ahí la importancia del sector que agrupamos en Adiscat”.

Otro de los papeles fundamentales de Adiscat, tal y como comentaba el propio Darnès, es la representación y defensa de los intereses de los asociados ante las administraciones. En este punto, Darnès subraya que “nuestro principal problema con las administraciones es el desconocimiento que tienen de nuestro sector de actividad, a pesar de su importancia, debido principalmente a nuestra falta de representación. En los últimos años numerosas normativas de las administraciones central, autonómicas y locales han afectado a la actividad de nuestro sector de forma importante, sin que se hayan tenido en cuenta sus peculiaridades y problemáticas. Por eso, desde las asociaciones nos hemos ofrecido a los ayuntamientos para colaborar en los temas de movilidad, ya que las normativas que limitan los horarios y zonas de reparto, y los pesos de los vehículos, en general, se planifican sin tener en cuenta las necesidades concretas de suministro a los establecimientos de hostelería”. Por ejemplo, añade el presidente de ADISCAT, “es frecuente que se sancione a los camiones de reparto debido a que las zonas reservadas para la carga y descarga son insuficientes o están ocupadas indebidamente por particulares”. Hay otros temas en los que también es necesario el diálogo entre Adiscat y las administraciones como la contratación de personal, la siniestralidad laboral o la aplicación de las nuevas normativas de Sanidad y Medio Ambiente.

Otro de los puntos clave que afronta la Asociación de Empresas de Distribución y Logística de Bebidas y Alimentación de Cataluña es la problemática de la trazabilidad. En este aspecto Darnès comenta que precisamente, “la aplicación de la normativa europea sobre la trazabilidad es un ejemplo del desconocimiento del sector. Desde las asociaciones hemos organizado reuniones con fabricantes del sector de bebidas y con instituciones para buscar formulas de aplicación de la trazabilidad, teniendo en cuenta como funciona la distribución en el canal de consumo fuera del hogar. Hoy los distribuidores están preparados para responder rápidamente ante una alerta alimentaría, localizando, inmovilizando y retirando el producto afectado. Pero, teniendo en cuenta, que para la distribución capilar se tiene que deshacer el palet como unidad de transporte, y que la entrega media a un establecimiento es de unos 15 bultos de diferentes productos, muchos de ellos retornables, no es posible documentar con detalle en cada entrega el lote de cada producto”.l
I.A.

Nace Fedishoreca
Josep Darnès compagina su cargo de presidente de Adiscat con la presidencia de Fedishoreca, patronal a nivel estatal de la distribución para la hostelería y la restauración. Fedishoreca creada a finales de 2007. En ella se agrupan 266 empresas del ramo, que facturan en su conjunto más de 1.750 millones de euros, y emplean a más de 8.200 trabajadores. Esta patronal nace con la voluntad de representar a un sector de fuerte crecimiento. “En el canal de consumo fuera del hogar –comenta Darnès- cada vez tienen más protagonismo los actores de ámbito nacional como grandes fabricantes, federaciones de hostelería e instituciones. Las empresas de distribución somos actores importantes, pero desconocidos para la sociedad en general, por tanto, hay una necesidad de representación ante la administración e instituciones y en los foros donde se abordan los temas de la Horeca, que hasta ahora no tenemos. Por eso las asociaciones de distribuidores de Mallorca (Aded), Cataluña (Adiscat), Comunidad Valenciana (Adislev), Navarra (Asdibena) y Guipúzcoa (Gibak) hemos constituido la primera federación del sector que nace con la voluntad de aglutinar la máxima representación del sector”, un ramo que presta servicio en España a un total de 570.000 establecimientos de hostelería (hoteles, bares y restaurantes), del canal de consumo fuera del hogar (colectividades, ocio y vending) y de la alimentación tradicional. l I.A.