El éxito de un ‘concept store

En Barcelona, desde hace medio año, existe un claro ejemplo de este tipo de locales de restauración, que vienen a combinar el puesto de mercado con el servicio de restaurante: Fishhh!, by Genaro. Como bien indica su nombre, se trata de un establecimiento donde el plato estrella es el pescado -realmente fresco-, no en vano, nace a raíz del popular puesto de venta de pescados Genaro. En Fishhh! el cliente puede escoger él mismo la pieza de pescado o marisco que se exhibe en un mostrador, como el de un puesto de una plaza de abastos, y degustarlo plácidamente a pocos metros en una zona de comedor moderna y cosmopolita.

Calidad, vanguardia y buen precio
El director y gerente del establecimiento, Luís Enrique de Buen Maldonado, es propietario desde hace veinte años del puesto de venta de pescado Genaro, ubicado en el mítico mercado barcelonés de La Boquería, desde donde también aprovisiona a restauradores y chefs de la ciudad. Precisamente, explica que siempre quiso montar “un laboratorio de pruebas” junto a su puesto de mercado, sin embargo, problemas administrativos impidieron hacerlo. Así que buscó un lugar más idóneo para hacerlo a su manera: L’Illa Diagonal, un centro comercial moderno, elitista si cabe, emplazado en la parte alta de la ciudad. El lugar escogido le implicaba buscar una fórmula y un diseño novedoso y atractivo. De Buen Maldonado viajó a Los Ángeles (EEUU) para inspirarse en los locales más modernos. “Vi conceptos que no llegan a España hasta dos décadas después de triunfar en EEUU. A mí me fascinó el restaurante de Giorgio Armani, Mr. Chtxov, que es de lo más fashion”, cuenta De Buen Maldonado. Precisamente, el blanco impoluto que cubre paredes, suelo, mobiliario (todo diseñado por la interiorista Anette Abstos) e incluso vestuario del personal fue inspirado por aquel local norteamericano. Siguiendo la estela fashion, vistió al personal con chaquetillas Bragard y zapatillas deportivas Converse, “para dar una imagen moderna”, dice el director del local.

Pero en Fishhh! realmente lo mejor es el producto, fresco, fresquísimo, y cocinado con técnicas fáciles (plancha y vapor, básicamente) para realzar el sabor original. Entre toda la variedad de pescados y mariscos (procedentes de las costas españolas en su gran mayoría) destaca la amplia oferta de ostras que pueden degustarse. El cliente puede elegir hasta once tipos distintos de ostras (del Ebro, de Santander, japonesas, gallegas, francesas, etc.). “El comensal puede hacer un verdadero viaje gastronómico y conocer todas las variedades de ostras que existen en el Europa y a muy buen precio”, cuenta De Buen Maldonado. Y tan fresco y natural es el pescado que se sirve como las verduras que lo acompañan, todas procedentes de agricultura ecológica, así como el pan, cien por cien artesano, porque según Luís Enrique de Buen Maldonado, “el proveedor lo hace bueno el chef, por eso creo que la calidad el producto es esencial, pero su tratamiento también”.

Crecimiento controlado
Otra de las novedades de este restaurante, que sólo abre de lunes a sábado de 11.00 a 23.00 horas, es su bodega. Cuenta con vinos, cavas y champagnes que pueden tomarse a copas. “Tenemos once tipos de champagnes a copas, así como unos veinte vinos para que el cliente que sólo quiere tomar una o dos copas no se vea obligado a comprar toda la botella”, añade el responsable de Fishhh!, un establecimiento que como él mismo explica, “pretende ser bueno, sano, divertido, rápido y limpio”. Fishhh! también da la posibilidad al cliente de comprar el pescado fresco o cocinado para llevar a casa.

La pregunta es si Genaro seguirá “dando hijos”. Por el momento ni se descarta ni se tiene en proyección, aunque el local ha sido creado para poder “hacer varios”, en palabras de Luís Enrique de Buen Maldonado, quien pese a esto, cree que “es importante para triunfar con un restaurante que éste tenga su propia ‘alma’, su propio carácter y personalidad y nuestro carácter es por encima de todo la calidad”. l