Gerardo se renueva

Sin perder el gusto por tradición, el antiguo Gerardo, especializado en pescados, mariscos y cocina tradicional, da paso a un asador de carnes con parrilla a la vista, amplia barra de picoteo y moderna decoración con mesas de madera en color negro y taburetes que combinan este color con el rojo, conviviendo con el clásico aparador de madera de roble de más de un siglo de antigüedad. La carta, da preferencia a carnes a la brasa: rojas al carbón (chuletón, solomillo, etc…) y cordero (brochetas adobadas, mollejas, chuletitas o riñones braseados). Conserva, sin embargo, otros platos que le han valiido su fam como el jamón de montanera, las anchoas de Santoña, las croquetas de carbineros o los pescados como pixin con salsa tártara o lubina a la sal.