La crisis sitúa a los desayunos en el punto de mira de la restauración española

Alos establecimientos más tradicionales –bares y cafeterías- que siempre han ofrecido desayunos, se han sumado ahora aquéllos más vinculados con la restauración moderna o el fast food. El consumo matinal se presenta como una alternativa que atrae un nuevo perfil de cliente y que no desplaza al habitual. De ahí que la restauración esté apostando por el desayuno para mejorar sus ventas y ampliar sus picos de ocupación.

El Grupo Rodilla es, por ejemplo, uno de los últimos que se ha hecho eco de esta tendencia al lanzar en sus más de cien establecimientos su campaña ‘Desayuna sano, desayuna artesano’ con un doble objetivo: atraer a los más de doce millones de españoles que, según el Observatorio del Consumo y Distribución Agroalimentaria desayunan fuera de casa, y aumentar las ventas de sus productos también a primera hora del día, que en la actualidad representan el 12% del total.
“Uno de los objetivos de la nueva etapa de Grupo Rodilla es que los consumidores disfruten de la variedad y calidad de los productos en los establecimientos a cualquier hora, generando un mayor tráfico en los locales. De ahí esta campaña que además también va dirigida a satisfacer esta demanda que nos pedían los clientes”, asegura Ángel Fernández, director de Desarrollo de Negocio y Marketing de Grupo Rodilla.

Un grupo que ha tenido en cuenta para lanzar su campaña diversos estudios como el de Nutrición Center, que señala que el desayuno es la comida más importante del día y debe aportar el 25% del total de las calorías que se consumen diariamente.

Además de Rodilla, otra de las enseñas que acaba de reforzar su oferta potenciando los desayunos y también las meriendas es Pans & Company, y lo ha hecho con la comercialización de sus menús ‘panissim’ con tres variedades distintas: rústico, planchado o brunch.

Además, Pans & Company ha lanzado Pans&Moments, un espacio diferenciado de consumo que la enseña implementará de forma progresiva en los restailings y en las nuevas aperturas. Se trata de una evolución de los convencionales Corners Café con la posibilidad de que los clientes puedan comprar además pan recién hecho.
“En Pans & Company horneamos cada hora el pan, lo que da un valor diferencial a nuestros sabrosos bocadillos mediterráneos. A nuestros consumidores les encanta nuestro pan, por ello, ahora les ofrecemos la posibilidad de que puedan comprarlo en nuestros locales, señala Eva Rodríguez, Marketing manager Fast Food de Eat Out Group.

Pans & Company sigue inmerso además en combinar sus corners café con otras enseñas. Buen ejemplo de ello es el cobranding con Illycaffè que culminó en uno de los establecimientos más emblemáticos de la cadena en el centro comercial La Roca Village y que bautizó con el nombre de “Pans Boutique”.

Independientemente de Pans & Company, la presencia del grupo Eat Out en el sector específico de las cafeterías para dar desayunos se focaliza básicamente en el canal concesional a través de marcas como Café di Fiore, Caffe di Roma, Illycaffè o Jamaica. Actualmente, The Eat Out Group, gestiona un total de 27 cafeterías en España. Una de sus últimas aperturas fue en el aeropuerto de Barcelona, integrando en su red de franquicias la marca Illy.

Además de los dos anteriores, el gigante estadounidense McDonald’s también ha sido uno de los players de la restauración que ha decidido apostar por el desayuno como un momento de pico de consumo. En su propuesta, McDonald’s ofrece dos opciones de menú: el menú Express y el menú Enjoy.

El primero, según explica McDonald’s en su página web, está diseñado para los amantes de los desayunos más convencionales y consiste en un café y un producto a elegir entre redondo glaseado, redondo milka, croissant, trenza, ruffini de milka y tostada de pan de ruffini con aceite y tomate o mantequilla y mermelada.

Por su parte, el segundo está compuesto de un café y un producto a elegir entre sausage y egg McMuffin, bacon y egg McMuffin y tres tortitas con sirope.

A todos los anteriores también hay que sumar la variada oferta que Delina’s propone para los desayunos. Una oferta que engloba desde las propuestas más tradicionales (café o té y croissant) y artesanas (café o té más bollo) hasta las más sofisticadas, como su desayuno caprichoso, con café o té más bizcocho de limón.

Propuestas a las que a buen seguro se seguirán sumando otras cadenas. La restauración se ha dado cuenta de que los desayunos son un nuevo filón anticrisis. JGema Boiza