Lunch & Dinner, la baza de Grupo Crono

Planes con los que el grupo pretende convertirse en una referencia en el segmento. Porque el concepto de Lunch & Dinner aúna lo mejor de la restauración y la tienda de conveniencia, sin ser una cosa ni otra y, al tiempo, siéndolo todo. Y nos explicamos: sus establecimientos dan la oportunidad al consumidor y/o comensal de adquirir la comida y llevársela a casa, al centro de trabajo o a, en definitiva, donde desee; o degustarla in situ en el local. Una oferta que se compone

de platos preparados, elaborados de forma tradicional en la cocina central, situada en Extremadura, en la que trabajan unas 25 personas bajo la supervisión de un chef ejecutivo y que, gracias a una tecnología de atmósfera modificada, patentada por la compañía, conserva sus propiedades sin la necesidad de conservantes o colorantes. Eso también origina que la oferta se renueve con mucha asiduidad, ya que las caducidades son cortas. A no más de dos semanas.

Así, la oferta de Lunch & Dinner se compone de tres patas: por una parte toda la línea propia de platos precocinados, que se comercializan bajo marca propia, que componen la gran mayoría de lo disponible. Por otra, productos complementarios, como bebidas, para poder disfrutar de un menú completo; y una tercera parte que es la reservada a productos gourmet o delicatessen en donde –esta vez sí- se opera como una tienda de conveniencia al uso.

El producto está basado en una cocina tradicional, sin conservantes ni colorantes. Platos en los que los ingredientes proceden de huertas próximas a la cocina central de Extremadura y están marcados por la estacionalidad. Además, dadas las características del envasado, la higiene es absoluta. Hasta llegar al cliente final, los envases mono-ración están herméticamente cerrados, sin posibilidad alguna de contagio con ningún tipo de microorganismo. El equipo de chefs de la marca desarrolla constantemente platos, que con ayuda de sus dietistas le ofrecen múltiples variantes, dependiendo de la estación de platos tan sabrosos como nutricionalmente equilibrados.

Ubicaciones ligadas a empresa
De momento, para su ubicación, los responsables de Lunch & Dinner prefieren tener cerca edificios emblemáticos, caracterizados por una

amplia población de empresas. Es lo que sucede por ejemplo con el local que se halla en los bajos de la Torre Picasso en Madrid (de momento, la capital y la región de Madrid son las únicas zonas que contarán con locales de la marca). El ‘oficinista’ se ha erigido en uno de los clientes ‘tipo’ de la enseña, ya que ésta le ofrece múltiples soluciones. Desde la posibilidad de adquirir la comida –que bien puede ser informal, sándwich, wraps…; o un menú completo, de primer, segundo plato y postre- y llevársela a donde desee consumirla; o degustarla en el local. Todos ellos están dotados de microondas donde calentar las barquetas. Una opción que en sus comienzos no parecía que fuese a ser muy bien aceptada pero que, en la actualidad, ha superado todos los posibles hándicaps que pudieran surgir. Tanto, que la empresa prepara un siguiente paso dentro de los restaurantes de la enseña, que es incorporar la vajilla –ya se ha comenzado a hacer en el nuevo campus madrileño de Repsol- para que el que lo desee coma en un ‘plato de loza’, superando también la posible animadversión a las barquetas de algún tipo de público. Otra de las novedades con la que experimenta la firma es con la posibilidad de realizar los pedidos a través de su página web, para luego pasar a recogerlos al establecimiento.

Lo que significa Lunch & Dinner dentro de la trayectoria de Grupo Crono es evolución. Ya que, tal y como ellos mismos explican, no es un restaurante, no es una tienda gourmet, aunque pueda funcionar como cualquiera de los dos conceptos. Y es el resultado de la trayectoria de un grupo que en la actualidad tiene varias líneas de actividad: Cronocoffee Restauración & Catering & Eventos, con diversos restaurantes en Madrid (cuatro); Cronocoffee Grandes Cuentas, un área que se dedica a la restauración en empresas (algunas como Metrovacesa, Repsol, Mapfre…); y el citado y expuesto Lunch & Dinner. JAna I. García