Panaria renueva sus espacios con un diseño minimalista y acogedor

La red de Panaria ha cambiado el interiorismo de todos sus locales.
La red de Panaria ha cambiado el interiorismo de todos sus locales.

Panaria, marca de panaderías de autor fundada en 2010 perteneciente al grupo Compañía del Trópico, ha renovado el interiorismo de sus locales.

El nuevo diseño apuesta un espacio minimalista y de tonos cálidos, a la vez que luminoso y acogedor, que juega con las texturas, los volúmenes y el contraste.

Este 2019, Panaria, que ya cuenta con más de 80 establecimientos en las principales ciudades de nuestro país, ha decidido actualizar sus espacios con un nuevo interiorismo que los divide en cinco zonas: Mostrador-venta de pan, horno obrador, zona público- aseos, almacén-taquillas, fachada y terraza. Cada zona ha sido creada tras un estudio específico para generar el ambiente deseado y óptimo para su función final.

La zona de clientes, diseñada y creada en tonos madera y gris, creando contrastes y volúmenes, así como materiales metálicos, destaca por su singularidad y elegancia. El mostrador, por su parte, pensando para el confort tanto de clientes como trabajadores, se divide en zona de panadería y cafetería, donde destacan unas grandes vitrinas que le dan mayor visibilidad al producto.

La zona público, pensada para que el cliente saboree tanto las propuestas gastronómicas de la marca como los pequeños detalles del entorno, ha sido diseñada con mesas y sillas minimalistas donde predominan colores cálidos como la madera, jugando con tonos y texturas y una iluminación colgante que dará luz al espacio.

La zona horno se caracteriza por la incorporación de una pared de cristal de grandes dimensiones, dándole al espacio público visibilidad a esta zona y haciendo a los clientes partícipes de la elaboración del pan y los platos de Panaria.

La zona del baño cuenta con un vestíbulo previo, con un gran espejo iluminado, que da paso al acceso de los aseos. Esta área, en tonos grises oscuros, tiene un gran volumen de tránsito y, por ello, cuenta con materiales lavables e higiénicos, que transmiten pureza.

La fachada ha sido pensada para que la relación interior-exterior se produzca de forma paulatina, incluyendo una parte de cristal que refleja el mostrador como si fuera un punto más de atención al posible cliente y donde, además, se podrá visualizar el producto antes de entrar al local. Por su parte, el mobiliario exterior, en tonos grises y marrones, cuenta con mesas de metal y tablero de madera y sillas de diseño ergonómico, además de sombrillas grises con el logo de la marca.

Con esta nueva apuesta, Panaria demuestra una vez más su preocupación por mantenerse a la vanguardia y su interés en ofrecer a sus clientes una auténtica experiencia cinco sentidos. La marca, que ya se ha convertido en todo un referente en el mundo panadero, adaptará el nuevo diseño de sus locales a los distintos espacios y medidas de los mismos, tanto si son establecimientos a pie de calle como corners en centros comerciales.