Pocos cambios

Sin embargo, una vez que se pasa al segundo lugar, la cosa cambia, según se hable de Europa o de Norteamérica. Así, en la primera, tras el gigante de las hamburguesas, las empresas que más facturaron fueron las compañías europeas especializadas en restauración colectiva: la británica Compass Group y la francesa Elior. Yum! se posiciona en cuarto lugar, pero tras ella, vuelven a aparecer firmas locales, como LSG –servicios de catering de la aerolínea germana Lufthansa-, o la especialista en pubs inglesa, Mitchells & Butlers.

Sin embargo, en EEUU, Burger King sigue tomando el relevo de su máximo competidor, aunque, como ocurría en 2006, a una distancia más que considerable ya que, si bien McDonald’s facturó en EEUU unos 28.571,1 millones de dólares (aproximadamente 41.428,1 millones de euros), Burger King ingresó 8.916 (unos 12.928,2 millones de euros) o, lo que es lo mismo, un 68,8% menos.

McDonald’s sigue a la cabeza, con creces, de cualquiera de los dos rankings de ambas zonas geográficas y, si se tiene en cuenta la actualidad económica, que impulsa al consumidor a reducir sus tickets medios en restauración (lo que beneficia de forma especial al fast food) o que los principales incrementos económicos de la marca están obteniéndose fuera de sus EEUU natales, todo hace presagiar que en 2008 la situación tampoco habrá variado mucho. l
A.I.G.