Prats Fatjó, el catering de lujo de la Fórmula 1

Los grandes eventos deportivos, como las carreras de Fórmula 1, siempre son un gran espectáculo en donde las máquinas y los pilotos son la gran atención. Durante pocos días se reúnen en un mismo recinto miles de personas que pasan casi las 24 horas allí. Pero en estos eventos hay un factor clave para el éxito: la restauración. El pasado Gran Premio de España de Fórmula 1, celebrado en el Circuito de Montmeló de Barcelona, volvió a contar con un servicio de restauración impoluto. Cada equipo participante posee con su propio personal de cocina, que viaja por todo el mundo acompañándoles. Sin embargo, tanto para la gestión de los bares y restaurantes de las áreas públicas el Circuito cuenta con la colaboración de empresas de catering externas.

En esta ocasión, las carpas y bares móviles fueron gestionados por la empresa de restauración social Aramark. Mientras que las zonas más delicadas, las más reservadas, en definitiva, las áreas de hospitalidad, contaron un año más con un catering de lujo: Prats Fatjó. Esta empresa, que pertenece al prestigioso y acreditado grupo Husa, también es la encargada durante todo el año del servicio de restauración del Restaurante oficial y del servicio de catering en los Pisos-Box y las Llotges (palcos).

En esta ocasión, según fuentes internas de Prats Fatjó, tuvieron que cubrir el servicio de restauración a 35 pisos-box, 18 palcos y al restaurante de la Torre RACC y de la Torre Repsol. Sólo el domingo, día en el que se celebró la gran carrera, la empresa movilizó a un total de 123 camareros, 20 cocineros, 15 bodegueros y 5 maîtres, un dispositivo humano que contó con la coordinación y supervisión del equipo comercial de la empresa, así como la de algunos altos directivos de la compañía como Joan Gaspart Bueno, director general de la división de Restauración del grupo Husa, y Joan Gaspart Solves, presidente del grupo Husa.

Durante los tres días que duró el evento deportivo, Prats Fatjó invirtió todo su saber hacer y experiencia este tipo de eventos, y el resultado fue, una vez más, preciso y exquisito, a pesar de la dificultad que conlleva la cantidad gigantesca de servicios que tuvieron que ofrecer. Las propias cifras impresionan: sirvieron más de 20.000 canapés, más de 15.000 piezas de bollería y cocinaron más de un centenar de fideuás.

El menú, para este tipo de banquetes, no es excesivamente enrevesado ni imaginativo en su presentación, pero “siempre de la máxima calidad”, según explican fuentes de esta empresa de catering. “Estos coffees o cocktails –añaden las citadas fuentes- suelen estar diseñados a base de canapés, brochetas, tartaletas; más otros platos más elaborados y calientes como las fideuas, las degustaciones de suquet de rape, las raciones de albóndigas con sepia, o las cazuelitas de bacalao a la llauna, e incluso, se sirven otras exquisiteces gastronómicas como ostras con xampany”.

Una larga experiencia en eventos deportivos
En definitiva, un servicio culinario y de restauración para cubrir necesidades alimenticias y también para satisfacer caprichos gastronómicos. Y es que la larga trayectoria de Prats Fatjó y su extensa experiencia en grandes eventos les hacen ideales para la gestión de estas celebraciones. No en vano, desde 1917, la empresa de catering y servicios Prats Fatjó ha organizado algunos de los eventos más importantes de la historia, forjándose así un respetuoso prestigio dentro del sector de la restauración. Su filosofía –“compartir un proyecto común, el deseo que su celebración sea un éxito, y que usted disponga de todo el tiempo para atender a sus invitados, es nuestra razón de ser”- les lleva a cuidar del detalle en cualquier tipo de evento o celebración.

El primer acontecimiento de gran calado social e histórico que recayó en esta empresa de catering fueron los Juegos Olímpicos de 1992. El Comité Olímpico Organizador de Barcelona les adjudicó la organización de las diferentes villas y sedes, desde las villas olímpicas de árbitros y periodistas (con capacidad para 5.000 y 2.000 personas respectivamente, en pensión completa), hasta las sedes olímpicas (Estadio Olímpico, Palau Sant Jordi, Nova Icària, Valle de Hebron, Estación del Norte, Velódromo, etc.), en donde servían a todos los voluntarios, cafeterías, bares y restaurantes para el público en general. En la montaña de Montjuïc organizaron toda la restauración. “Diseñamos y pusimos en marcha un total de 34 puntos de venta, bares de diferentes capacidades repartidos estratégicamente por la montaña y alrededores; e instalamos dos restaurantes en modalidad de self-service con una capacidad de 1.000 plazas cada uno”, según Juan Gaspart Bueno.

Desde aquel gran evento, la empresa se ha convertido en una de las líderes del sector en organización de acontecimientos deportivos de gran envergadura (Campeonato del Mundo de Fórmula 1 año 2005, en el Circuito de Montmeló, Campeonatos del Mundo de Vela en Cádiz, Olimpiadas de Policías y Bomberos, Mundiales de Natación de Barcelona’03, Trofeos Conde de Godó de Barcelona, etcétera).

Y es que, una de las señales de identificación de Prats Fatjó es la organización, la planificación y por supuesto, “el buen servicio que empieza en la cocina”, en palabras de Gaspart Bueno. “Chefs y cocineros dan inicio, forma y sentido al gran ritual de la vida: la buena mesa. Maîtres y camareros marcan el tiempo, el ritmo, el esmero que requiere el buen servicio. Ofreciendo a los invitados cada plato en su punto, recreando la liturgia del vino, oficiando la ceremonia del café”, añade. l
María Márquez

Instalaciones del Circuito de Montmeló
• Trazado Gran Premio: 4.727 metros
• Trazado Nacional: 3.067 metros
• Trazado Escuela: 1.703 metros
• Superficie total de la finca: 115 ha Superficie Circuito (zona interior del recinto): 79,5 ha
65.000 m2 de superficie del paddock
• Plazas de parking interiores: 1.200; Exteriores: 25.000
• 27 cámaras de televisión del circuito cerrado
• Dos estaciones transformadores con un total de 3000 kw
• 48 boxes
• Hospitalidad:
35 pisos box
18 suites en la tribuna principal

18 llotges (palcos) en la tribuna principal
• Superficie Media Centre (Sala de Prensa y Briefing): 1.230m2
• Sala de Prensa permanente de 900 m2, la más grande de Europa
• Restaurante permanente con capacidad para 200 personas
• 8 bares permanentes para asistencia en carreras y otros eventos
• Túnel de lavado de vehículos / Gasolinera
• Zona exterior para la práctica de 4X4

• 2 helipuertos