Restaurantes, moderado crecimiento en 2018

Según el Observatorio Sectorial DBK de Informa, las ventas de los restaurantes alcanzaron un valor de 24.600 millones de euros en 2018, lo que supuso un crecimiento del 3,9% respecto a 2017, en el que habían crecido un 4,7%.

El segmento de restaurantes con servicio en mesa creció un 3,3%, hasta situarse en 20.150 millones de euros.

Esta desaceleración estuvo motivada, principalmente, por el menor crecimiento del consumo privado y la pérdida de dinamismo de la actividad turística. Es previsible que a corto y medio plazo se mantenga la tendencia de moderación, de tal modo que para el cierre de 2019 se estima una tasa en torno al 3%.

El segmento de restaurantes con servicio en mesa creció un 3,3%, hasta situarse en 20.150 millones de euros, correspondiendo la mayor parte del negocio a la restauración tradicional, con 16.950 millones (2,7%). Por su parte, la restauración informal facturó 3.200 millones, aumentando un 6,7%.

Los restaurantes sin servicio en mesa obtuvieron unos ingresos de 4.450 millones, tras aumentar un 6,5%. La creciente incorporación del servicio delivery, en paralelo a su buena aceptación por parte de la demanda, y las políticas expansionistas de las principales cadenas están siendo los principales motores de crecimiento de este segmento.

El crecimiento de la red de restaurantes de las principales cadenas contribuyó en 2018 a un nuevo aumento de la participación de las ventas del conjunto de establecimientos organizados en cadenas, las cuales ascendieron a 9.250 millones de euros, es decir, el 38% del negocio total.

Amplia oferta de establecimientos

El sector de restaurantes cuenta con una amplia oferta de establecimientos, que además ha ido en aumento en los últimos años. En enero de 2018 se contabilizaban cerca de 79.000 restaurantes, un 3% más que un año antes. Por su parte, la estructura empresarial se caracteriza por la presencia mayoritaria de empresas de pequeño tamaño.

Las diez primeras empresas reunieron una participación conjunta del 11,66% sobre el valor total del negocio en 2018, la cual se situó en el 13,98% al considerar a las veinte primeras. Estos porcentajes registran una tendencia de progresivo aumento, gracias a las políticas de apertura de establecimientos y operaciones de compra llevadas a cabo por los principales competidores.