Un vistazo a los grupos cerveceros

Tres grandes grupos cerveceros – Heineken, Mahou-San Miguel y Damm – copan la mayor parte de las ventas de cerveza a hostelería en España. Algunos, como el primero o el más modesto Hijos de Rivera – Estrella de Galicia – tienen presencia en horeca por partida doble ya que además son operadores de restauración comercial con sus establecimientos de cervecería, ya sean en propiedad o franquiciados.

La multinacional holandesa Heineken con cerca de quinientos establecimientos temáticos ha traspasado de largo la barrera de simple fabricante o distribuidor. En esta faceta de comercializador de las marcas Heineken, Cruzcampo, Amstel, Buckler, Kaliber, Cruz del Sur y Guiness, entre otras, sus ventas a hostelería en España rondaron los 650 millones de euros el año pasado, según distintas fuentes del sector.

Mientras, en la división de negocios de cervecerías temáticas, Heineken logró una facturación en España de 237 millones de euros en 2004, convirtiéndose en el décimo grupo más importante de restauración comercial de España y registrando un crecimiento de más del 15% respecto al año anterior, de acuerdo con los datos del ranking que elabora anualmente Restauración News (ver nº 32 RN)
Son varios frentes abiertos por la marca en cuanto a cervecerías, pero todas ellas tienen en común el régimen de franquicia. Con datos actualizados al cierre de esta edición, Heineken cuenta con 216 Pubs Irlandeses Guiness, 194 cervecerías Gambrinus, 55 Cervecerías Cruz Blanca, 15 locales de la enseña La Amstelería, 8 Cervecerías Internacionales Beer Station, y 6 Paulaner Bierhaus.

Una estrategia diferente es la del grupo Mahou-San Miguel, que no ha entrado en el negocio de locales temáticos franquiciados. Su relación con la hostelería se centra en la producción, con unas ventas que se estiman superiores a los 570 millones de euros en el sector horeca. Las últimas cifras ofrecidas por este grupo – que controla las marcas Mahou, San Miguel, Carlsberg, Laiker y Kronenburg – hablan de una plantilla superior a los 2.100 empleados en España y una cifra de negocio de 819 millones de euros en 2004.

La compañía pertenece a las familias Herráiz Mahou y Gervás Sanz desde mayo de 2005, cuando los citados propietarios adquirieron la participación en la cervecera del grupo de alimentación galo Danone, que hasta entonces contaba con un 33% del capital.

Catalanes, gallegos, andaluces y aragoneses
El grupo barcelonés Damm es el tercero por ventas en valor a hostelería, próximos a los cuatrocientos millones de euros. En junio de 2005 presentó un plan estratégico de crecimiento para aumentar un 30% su producción en este periodo con la modernización de su planta en El Prat de Llobregat y la construcción de un centro logístico en el Puerto de Barcelona. El grupo comercializa en España, entre otras muchas, las marcas Damm Bier, Estrella Damm, Skol y Budweiser.

Hijos de Rivera, la empresa cervecera familiar que celebra su centenario este 2006, también contempla la popularización de su marca Estrella de Galicia a través de locales temáticos bajo la enseña Giste Cervecera. Aunque de momento sus cuatro locales españoles son propiedad de la empresa, en un plazo medio contemplan la expansión bajo la fórmula de franquicia. Tres de sus establecimientos están situados en el lugar de origen de la compañía – Galicia -; otro en el centro comercial Moraleja Green de Madrid; y un quinto en México D.F.,. Su próxima apertura, se producirá en León. De hecho, sus objetivos apuntan a Castilla y León por su proximidad geográfica y características socio-económicas del público objetivo.

De momento, Giste Cervecera baraja previsiones de facturación de seis millones de euros para este ejercicio frente a los 4,5 del pasado. Como fabricante, las ventas de la empresa a hostelería se mueven en torno a los ochenta millones de euros.

El grupo Hijos de Rivera, ha apostado por la diversificación, no sólo con la restauración como único propietario de las cervecerías Giste, sino también con el 50% del accionariado de Manantiales de Galicia -con marcas de agua como Cabreiroá-, otro tanto de Sidrería Galega, y la consolidación del acuerdo de distribución de los zumos Compal con el grupo portugués Nutrinveste.

Cervezas Alhambra, destaca especialmente en el sur de España, la zona consumidora de cerveza por antonomasia. Fue constituida en Granada allá por 1925 y vende, amén de la marca que lleva el nombre de la compañía, la cerveza Mezquita y la Sureña. Se estima que sus ventas ascienden a cincuenta millones de euros en el canal horeca. A finales de 2005, la cervecera lanzó como innovación en el sector, las latas con tapa de aluminio que tienen como fin preservar la higiene de las mismas.

La Zaragozana, compañía que se remonta a 1900, tiene como buque insignia la marca Ambar, pero vende además Export y Marlen. El pasado año envasó cincuenta millones de litros de cerveza y su facturación en horeca se sitúa en unos treinta millones de euros. l