Heineken España y Sevilla Acoge inauguran un programa de formación para trabajadores inmigrantes

Las instalaciones de la Escuela de Hostelería Gambrinus de Sevilla, futura sede de los cursos, fueron el emplazamiento elegido para la firma del acuerdo entre Heineken España y CEPAIM, a través de la organización Sevilla Acoge, para promover la formación de inmigrantes en el sector hostelero.

Heineken España ha llegado a un acuerdo con el Consorcio de Entidades para la Acción Integral con Migrantes (CEPAIM), a través de Sevilla Acoge, para llevar a cabo un proyecto de formación que se desarrollará en la Escuela de Hostelería Gambrinus de Sevilla. Ante la gran demanda de personal que experimenta el mundo de la restauración comercial y conscientes de que el grueso de las vacantes que se producen en el sector están siendo cubiertas por inmigrantes, el proyecto nace con el fin de aumentar la preparación profesional de los mismos.

Serán siete
En principio estaba contemplado que accedieran a él diez alumnos, pero al final, por causa de las fechas, sólo serán siete, y de sus resultados dependerá que la experiencia se prolongue más allá del periodo que está previsto que dure la experiencia. Los primeros en beneficiarse de este programa son: Ángela Pedraza Pérez, de Bolivia; Nimia Díaz Pinillo, de Colombia; Marco A. Olivero Pintado, de Perú; Lenert Elías de Moura, de Brasil; Katarzyna Rinskowska, de Polonia; Kristina Trakinaviciute de Lituania; y Olufunmilola Adewunmi, de Nigeria.

El primer curso piloto se desarrollará durante tres meses: la fecha de inicio fue el 26 de octubre y la parte teórica finalizará este 22 de diciembre, para, a partir del 26 y hasta finales de enero, comenzar las prácticas. Durante los dos primeros meses, en la Escuela de Hostelería Gambrinus sevillana, se preparará a los estudiantes -de modo teórico práctico- en el servicio de camarero de barra y sala. Los siete estudiantes recibirán un total de 340 horas de formación que incluirán 100 de formación teórica, 80 horas de prácticas en la escuela de hostelería y 160 horas de prácticas durante el tercer mes.

Durante este último periodo, los participantes disfrutarán de prácticas becadas en algunas de las cervecerías temáticas que Heineken España posee en Sevilla. Y, aunque oficialmente la beca se ha establecido en 400 euros, es probable que los empresarios involucrados que, según manifiesta la organización del curso, se han mostrado muy interesados en el proyecto, mejoren este importe hasta equipararlo a un sueldo real.,
El objetivo y lo que ambas partes esperan es que con esta fórmula se facilite la integración laboral de forma rápida y estable, a la vez que proporciona mano de obra preparada para cubrir la falta de personal que sufre el sector de la hostelería, demostrando así su compromiso con el entorno social y su apoyo al mercado y a sus nuevos componentes.