La holandesa De Kas cumple diez años

De ese total, 250 metros cuadrados están ocupados por la sala principal, con capacidad para 170 plazas.

El edificio está rodeado de 5.000 metros cuadrados de jardín, de los que 3.000 están cubiertos con un tejadillo de cristalera.

El menú del local, que carece de carta, está esencialmente compuesto por platos basados en vegetales y hierbas que están cultivadas en los terrenos adyacentes.

Este negocio que dirige Bas Wiegel emplea a cincuenta trabajadores -10 en la cocina y cinco en los campos de cultivo-.

El público acude al local más para cenar (el precio es de 80 euros por persona) que para comer (50 euros).

El número de comensales que visita cada año este restaurante asciende a 45.000 personas.