Malentendidos

Adrià ha tenido que salir al paso y explicar que esa cantidad son “costes de mantener el negocio del restaurante y de elBullitaller y, en ningún caso, hablo de pérdidas”. Además, el chef ha añadido que “Ningún establecimiento de alta cocina puede ser rentable si se considera como tal su negocio. Por eso, los cocineros recurrimos a otro tipo de actividades para rentabilizar el restaurante”.