Sukothay, un lustro de cocina oriental en Madrid

El restaurante Sukothay abrió sus puertas en abril de 2002 de la mano de las empresarias Raquel y Esther Medina. Era el primer local que ofrecía simultáneamente comida japonesa y tailandesa en ambientes separados, respetando siempre sus diferencias culturales. Dos años después, viajaron a Tenerife, donde abrieron el segundo Sukothay.

Sukothay, cinco años después, es ya un referente culinario para todos los amantes del purismo oriental. Para celebrar este aniversario presenta su Menú Sensay, un menú comienza con dos aperitivos japoneses, Sashimi Moriawase (con dos piezas de salmón y dos de atún) y Sukothay Uramaki (cuatro piezas de maki con gambas marinadas, aguate y semillas de sésamo). Para continuar, los Pad Thai (noodles de arroz salteados al wok con brotes de soja, langostinos, huevo y salsa de tamarindos), mientras que los segundos platos, como el Kaeng Pla Kup Kluay y el Ped Makarm, serán un guiño a Tailandia.

También, quienes prefieran optar por la carta, Sukothay ofrece una variedad de platos de ambas culturas, todos respetando la tradición más clásica en sus preparaciones. La parte tailandesa es más original, y ofrece propuestas para todos los gustos, desde carnes (solomillo de buey con salsa de ostras) y pescados (lomo de atún rojo cubierto de semillas de sésamo con espinacas y piñones salteados) a ensaladas, o los ya famosos arroces jazmín al wok. l RN