Alimentaria apuesta por Restaurama

Restaurama, el Salón Internacional de la Restauración, se ha convertido en uno de los más dinámicos de los trece que conforman Alimentaria, el macroencuentro de esta industria que tendrá lugar del 10 al 14 de marzo próximos en Barcelona. Basta con echar un vistazo a las cifras previstas para 2008 en relación a las de anteriores ediciones para comprobar que el interés crece a pasos agigantados: de 7.000 m2 en la última edición, a 15.000; y de 300 a 450 expositores previstos.

Entre esas 450 empresas tienen cabida desde el equipamiento de cocina, hasta el vending, pasando por soluciones informáticas, operadores logísticos o franquicias de restauración; negocios que atraerán a unos 38.000 visitantes, de acuerdo con las estimaciones de la organización. Esto es, por sus pasillos pasearán una cuarta parte del total de asistentes que recibe Alimentaria – los que desarrollan su actividad de cara al canal horeca – .

La expansión de Restaurama está relacionada con el cambio de ubicación al recinto Montjuïc de la Ciudad Condal (en 2006 estuvo en Gran Vía), al lado de otro de los salones: Intercarn, el dedicado a la industria cárnica. El director general de Alimentaria, Antonio Valls, recuerda estos inicios y una de las claves del éxito de Restaurama: “En el 96 no existía como tal (…) Formamos un buen comité con las industrias que empezaban a apostar por el canal, cuyo presidente es Antonio Llorens, de Serunión. Así, tomamos contacto permanente con la hostelería y empezó a crecer”. De hecho, Valls opina que el comité de Restaurama es el más potente de todo Alimentaria y que la curva seguirá en sentido ascendente. “Hay muchas empresas que creen que ya poco tienen que decir a la gran distribución y mucho a horeca. Los cambios son lentos por la desestructuración que existe en el sector, pero ya hay plataformas logísticas que lo tienen resuelto y que tienen mucho que decir en el mercado”.

El salón comparte este espacio de la Fira de Barcelona también con Innoval (área de innovación de Alimentaria). Y dentro de su seno acoge BCN Vanguardia, el Congreso Internacional de Gastronomía de Alimentaria, la final del II Concurso de Cocinero del Año, el III Concurso nacional de escuelas de hostelería y restauración, y el Congreso internacional de la dieta mediterránea. A lo que se suma una zona de degustación llamada La España de los 100 quesos, el Coffe Time (dedicado al café) y varias novedades: La España de los Ibéricos, una zona dedicada a Tapas & Gastronomía, el Campeonato mundial de pizzas, y un área de exhibición de repostería y sándwich.

Conquista internacional
Siguiendo el que es uno de los ejes estratégicos de Alimentaria, según su presidente José Luis Bonet, se alentará el carácter internacional de Restaurama, que actualmente cubre con extranjeros el 36% de su cupo de visitantes; mientras que en todo Alimentaria, ya son foráneos cerca de 33.000 los profesionales y 1.500 expositores. A lo que hay que añadir que en 2006, doscientas empresas españolas y ciento cincuenta extranjeras participaron en 7.200 reuniones de trabajo. En estado incipiente todavía, este organismo ha lanzado un proyecto de plataforma online para que los negocios se extiendan más allá del ámbito temporal del certamen.

Pero las cifras totales del anterior encuentro hablan de 152.000 visitantes, 4.300 stands y un volumen de negocio inducido en la ciudad de Barcelona de 167 millones de euros para el total de los salones. Todos ellos, excepto los citados Intercarn y Restaurama, estarán ubicados en el recinto de Gran Vía: Congelexpo, Expobebidas, Expoconser, Interlact, Olavaria, Interpesca, Intervin, Multiproducto, Mundidulce, Vegefruit y Alimentación Ecológica. A estos 13 salones, asentados en una categoría de producto, hay que sumarles el Pabellón de las Autonomías y el Pabellón Internacional.

Alimentaria Exhibitions participa además en otras iniciativas fuera de los cuatro días bienales en los que se celebra el encuentro con una clara intención desestacionalizadora. Organiza además, otras citas feriales en España y fuera: Barcelona Degusta, Barcelona Tecnologías de la Alimentación, Alimentaria Lisboa, Alimentaria México, y Alimentaria Mercosur (Argentina). (www.alimentaria-bcn.com) l
Elia García

Difícil supervivencia
Antonio Valls cree que no es sencillo sobrevivir en un sector como el de los salones de restauración, donde la competencia crece cada día y no todos encuentran su hueco de mercado. “Ahora hay formatos distintos y distintos objetivos de cada una de las ferias (…) El sector de la restauración está totalmente cubierto”. Y añade, en referencia a Eating Out, el encuentro que acaba de anunciar la Federación de industrias de alimentación y bebidas (Fiab) y que se celebrará en el marco de Horeq: “Lanzar una feria cuando el sector no lo demanda, es no estar alineado con los intereses de los distintos operadores (…) Las nuevas iniciativas hay que respetarlas, pero será el mercado el que decida”. l