Burgers, vuelta a lo ‘retro’

Contra esos argumentos, McDonald’s ha sido la que con más contundencia ha respondido y les ha dado a todos ellos el golpe de gracia convirtiéndose en la primera cadena de alimentación en obtener la ‘Q’ de calidad en todos –sus más de cuatrocientos- establecimientos en España. Así, la cadena presidida por Patricia Abril, ha demostrado que calidad y servicio rápido no están reñidos, ni aún cuando se hable de hamburguesas.

Desde Burger King se emplean otras estrategias. Pasada la incertidumbre sobre qué podría o no podría suceder con la llegada del fondo 3G Capital al accionariado de la multinacional, la firma ha dotado el lanzamiento de sus nuevos productos con un halo de glamour, como el transferido por Carmen Lomana, protagonista de su última campaña publicitaria.

Va de ‘retro’
Pero la ascensión de la hamburguesa se ha impulsado también de toda una nueva ola de establecimientos que basan su estrategia en apoyarse en valores ‘retro’ que ligan este producto con sus orígenes americanos. Además de los ya existentes, recientemente han surgido nombres tales como Tommy Mel’s o Peggy Sue que, aún rozando el segmento casual, usan los precios asequibles y un ambiente salido de la Norteamérica de los años 50, como reclamos para un público joven –y a veces no tan joven-. Un ejemplo bastante nuevo de esta tendencia es la implantación de la marca Yesterday American Diner, dentro del Centro Comercial Plaza Norte, en San Sebastián de los Reyes, en Madrid.

Así, tal y como se definen desde esta nueva marca, Yesterday es “un nuevo concepto que fusiona la rapidez de un establecimiento de comida rápida con la calidad de los productos de un restaurante y permite disfrutar al consumidor de la libertad y la independencia de servicio en un ambiente acogedor, diferente y con estilo propio”. Libertad que llega por haber dado un paso más: la customización del producto estrella, la hamburguesa, que pasa desde poder elegir el tamaño de la misma por parte del usuario a, también, escoger los extras que la acompañan y la posibilidad de rellanar el refresco las ocasiones que el usuario desee.

JRN