fbpx

RESTAURACIÓN NEWS

InicioActualidadUshuaia, la joya ibicenca de Palladium para clubbers

Ushuaia, la joya ibicenca de Palladium para clubbers

Con 47 hoteles en España, Italia, Jamaica, República Dominicana, México y Brasil atesora 14.000 camas; con casi la mitad en hoteles de cinco estrellas o resorts. No en vano, es el sexto grupo hotelero español con mayor presencia internacional; sin menoscabo de que está creciendo en la categoría urbana, con la enseña Ayre, en una docena de poblaciones españolas siendo Madrid con el Hotel Only You, su última apertura en junio pasado.

Todos recuerdan a Fiesta Hotel Group, la marca cabecera de los hoteles de GEM hasta que en 2012 fue sustituida por Palladium Hoteles Group y donde ya se refleja el cambio de rumbo impuesto por Matutes Prats, consistente en desprenderse de activos no estratégicos y reforzar la política marquista de sus hoteles, incluso innovando para dar respuesta a targets tan específicos como a los amantes de la música disco (el Mallorca Hotel Rocks, sería un ejemplo) o a los clubbers, con el Ushuaia, donde, apostando fuerte, invierte 25 millones de euros en remodelar el Hotel Club Playa en Bossa, típicamente vacacional-familiar, en 2011, con un resultado tan espectacular en dos campañas que, con otros 25 millones, acaba de inaugurar recientemente el Ushuaia Tower de ocho plantas, incorporándolo al complejo más de moda en lo que se refiere a combinar un beach club con un hotel y una discoteca, siempre bajo parámetros de relax con glamour, muy cool, para huéspedes como ese cantante de moda que decía estar allí “para celebrar la vida”.

Una idea y una empresa
Pese a que sin dinero es difícil ser el rey, en esta ocasión el éxito de Ushuaia Ibiza Beach Hotel es fruto de la conjunción de iniciativas de un ciudadano de Nancy, Yann Pissenem, que hace unos seis años llegó a la Playa d ´en Bossa y la definió como una playa “desierta, como si estuviera en el fin del mundo” y de un joven empresario y además hostelero que, viendo hacia donde caminaba el turismo en España (en la península, llegada en bus desde más allá de Hungría para estancias de cinco días o en líneas áreas de low cost a las Baleares para presencia similar) pidió a su consejo de administración, un golpe de timón para apostar por nuevo target cuyo dibujo sea el cliente que ame el lujo y además lo puede pagar.

En ambos casos, los citados, coincidían en que los hoteles de hoy debían ser como los beach club y los beach club como hoteles. Y así nace Ushuaia Ibiza Beach Club dentro del Grupo Palladium, con Matutes Prats dirigiendo el proyecto empresarial y Pissenem como alma mater de la actividad cotidiana. Es como “un parque temático de cinco estrellas para adultos” suele señalar Remy Arroyo, su director de comunicación, a los medios. Es una discoteca con habitaciones sin camas, señalan los clubbers que en número de medio millón frecuentan cada temporada el complejo actual. No en vano hasta 80 fiestas (los famosos Daytime Parties) con 300 DJs, se celebran de mayo a octubre, con presencia para los más versados clientes de pincha discos tan notorios como Luciano & friends, David Guetta o Ants, a los cuales aplauden desde las camas balinesas a pie de piscina de las Party Box o la zona de baile (donde las go-go girls de antaño, hoy bailarinas cobran hasta 4.000 euros al mes) o las propias habitaciones, donde el room service se efectúa sin verse las caras, servers y huéspedes.

Cifras de escalofrío para un hot concept
Consumo desenfrenado que da lugar a ingresos por alojamientos, pero también por alimentos y bebidas a pie de diversión, servidas desde seis barras en las que vuelan las cajas de cervezas o las botellas de espirituosos, con copas a 18 euros, cervezas a 12, bandejas de sushi a 100 euros, platos de jamón ibérico a 30 o bandejas de frutas a 25, para ir subiendo a bebidas “tribales” donde la botella de vodka Cirol de 6l cuesta 3.000 euros o el tequila Herradura 800, por no citar a J.Walker a 600 euros o los puros Cohiba o Partagas a 40 euros la unidad. Siempre hay soluciones para los amantes de productos de proximidad: el licor de hierbas ibicenco Can Rich sale a 150 euros la botella.

Pero donde consumo, marca y gasto se disparan es en la champaña francesa. Pocos complejos de ocio pueden disputarle a Ushuaia la primacía de atesorar bodegas, marcas y añadas como las que ofrece; en especial los Armad de Brignoc cuyos precio según cosecha y capacidad, pueden variar entre los 6.000 euros del Brut Gold de 6 litros, a los 46.000 de 15 litros, para llegar al casi inalcanzable Gold Midas de 30 litros a 100.000 euros la botella.

Todo un flujo de dinero donde no existe la pérdida desconocida, como sostiene Oscar Franco, responsable de los medios de pago en el complejo, ya que se usan TPV del modelo Paytouch, basado en un sistema biométrico, es decir, se firma con las huellas del cliente, abonándose en su cuenta , de forma inmediata, la cuantía del gasto, sin necesidad de llevar efectivo o credit-card.

Restauración gastronómica a la altura del proyecto
Volviendo a Palladium Hotels Group, la división de los resorts cuenta con toda clase de restaurantes temáticos, buffets, sports bars y una plural oferta de desayunos según el cliente se incline por el fitness, posea alguna intolerancia o sea vegeteriano. Hay zonas reservadas solo para clientes y se les avisa con un “busca” si quieren tomar una copa antes. En los Ayre urbanos, que se definen como hoteles de vanguardia, modernos, funcionales y céntricos, la cocina es de tipo mediterráneo, con toques innovadores y creativos.

En ambos casos, lo que en Palladium denominan “gustometría”, un especial sistema para medir índices de satisfacción, respecto a la oferta de restauración, sus resultados les permite retroalimentar, con la opinión de los clientes, los cambios en las cartas.

Más concretamente, en el complejo Ushuaia, al inicial Minami en el Ushuaia Club (uno de los japoneses más reconocidos en España, debido a su entorno zen, completado con toques de arte moderno japonés, a la luz de velas con espejos de agua y rodeado de bambú, mientras un holograma proyecta imágenes de una cena japonesa auténtica), se le han añadido las novedades de esta temporada, sitas en el flamante Ushuaia Tower, y que son el Montauk, The Oyster Bar y el panorámico The Xaloc Sky Bar en la terraza de la octava planta.

Al frente de Montauk Steakhouse Ibiza figura Richard Turner conocido chef del Hawksmoor británico que ha estado en notorios restaurantes antes de comprometerse a situar a este nuevo local entre los mejores de Europa en su especialidad. En él se puede degustar un solomillo de 300 gramos a 42 euros mientras que el T Bone de 900 gramos cotiza a 83 euros pese a que también se puede pedir y comer una hamburguesa con queso por 23 euros.

Al frente de The Oyster Bar&Infinity Coctail Bar figura Chris Edwards, que se encarga de poder ofrecer ostras gallegas Napoleon a 15 euros unidad y caviar ya proceda de Riofrio (30 gramos a 40 euros) o de la casa Beluga (30 gramos a 300 euros).

Jugosos ingresos que justifican el que pueda pensarse que tanto la primera como la segunda fase del complejo Ushuaia pueda amortizarse en un período de siete años, cada uno, según información de la dirección financiera cuyo titular es Vicente Martí.

Imparable marca Ushuaia
El merchandising de la marca es también notorio. Ya no sólo cotizan iconos del club como las figuras de cocodrilos, gatos y ranas cotizándose éstas últimas a 30.000 euros si se quieren llevar consigo, sino que la firma Mercedes ha decidido poner la marca Ushuaia a una serie de Smart y la ciudad ahora posee un equipo de voleibol patrocinado por ella.

Últimamente se habla de que Ushuaia saltará el charco mediterráneo para abrir en Palma de Mallorca: concretamente en Portal Nous (Calviá) donde otra saga de la familia cuyo titular es Marc Rahola Matutes, directivo de Od Hoteles del grupo Ocean se ha decantado por este modelo para clubbers que visitan la isla grande.

Palladium Hotels Group ha marcado la senda por donde la industria turística debe caminar hacia el futuro: turismo con alta capacidad de gasto a cambio de servicios plenos. Ojalá otros muchas cadenas hoteleras, además de las que ya caminan por él, sigan por ese sendero. *RN

Artículo anterior
Artículo siguiente

artículos relacionados

La Vasco Andaluza, viaje gastronómico al norte y al...

La Vasco Andaluza es un nuevo restaurante ubicado en uno de los locales más míticos del cruce de Arturo Soria con Alcalá en Madrid.

Hostelería y colectividades completan ya su recuperación tras la...

La hostelería registró de nuevo un favorable comportamiento en 2023, completando la recuperación tras la crisis de la COVID-19.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí