José Manuel Da Silva, CEO de Lara Grill: “La meta es llegar a internacionalizar el producto”

por Clara Román 

Hace ya cinco años desde que un grupo de socios venezolanos afincados en Madrid decidieron emprender su propio negocio basado en el concepto Slow Street Food, al que llamaron Lara Grill. José Manuel Da Silva es uno de sus fundadores, y en Restauración News hemos tenido la oportunidad de hablar con él sobre esta cadena de restaurantes, que actualmente se encuentra en plena expansión.

Jose Manuel Da Silva, fundador de Lara Grill
Foto: Lara Grill.

El comensal que visite Lara Grill podrá degustar una auténtica oferta basada en el street food (o comida pensada para disfrutar en la calle) desde la comodidad del restaurante. La enseña abrió su primer restaurante en la madrileña calle de Santa Engracia. El local contaba con apenas 40 metros cuadrados y una capacidad para 24 personas. Allí, el equipo de Lara Grill empezó a crear y dar forma al concepto de Slow Street Food.

En palabras de José Manuel Da Silva, “Slow Street Food es comida rápida bien preparada y elaborada con productos de calidad”. Una comida originalmente elaborada en la calle que ahora se puede disfrutar dentro del restaurante y que, en vez de cocinarse y consumirse de manera rápida, está concebida para prepararse con tiempo y dedicación, con el objetivo de que el comensal pueda disfrutar de la calidad del producto con calma.

Lara Grill trae los pepitos venezolanos a Madrid

Pepitos venezolanos de Lara Grill
Foto: Lara Grill.

Emprender en hostelería era algo que José Manuel Da Silva llevaba tiempo queriendo hacer. De hecho, ya conocía el sector tras su experiencia como franquiciado del local de Moncloa de la cadena MaskCopas. En un viaje a su país de origen, Venezuela, la idea de emprender su propio negocio empezó a coger forma.

Y, de hecho, lo hizo en forma de pepito, la comida callejera por excelencia en Venezuela. “Llamé a uno de mis socios que también trabajaba en hostelería y le comenté la idea de montar un negocio de pepitos en Madrid”, cuenta Da Silva.

Además, la oferta gastronómica se reforzaría con otro producto muy de moda en aquel tiempo en Venezuela y Estados Unidos: los batidos de gran tamaño y acompañados de todo tipo de dulces.

Batidos Lara Grill
Foto: Lara Grill.

Ahora, estos batidos se han convertido en una de las señas de identidad de la marca. “Hasta ese momento estos batidos estaban en sitios de postres o meriendas, y nosotros los llevamos a restaurantes”, afirma el entrevistado.

Y así fue como José Manuel Da Silva, junto a dos amigos suyos que también se dedicaban a la hostelería, fundaron su propia marca de restauración. Los tres socios fundadores eran originarios de Lara, una región de Venezuela, y de ahí decidieron darle el nombre de Lara Grill a su propio negocio.

Una marca con aspiraciones de convertirse en cadena 

“Desde que iniciamos la idea nunca fue abrir un único local, sino convertirnos en cadena”, comenta Da Silva acerca de las expectativas iniciales con las que se fundó Lara Grill en 2016. Actualmente, la cadena cuenta con tres locales en Madrid: en las calles Santa Engracia, Hortaleza y Ortega y Gasset. Y también ha conseguido salir de la capital, con la apertura de un establecimiento en Barcelona, en la calle Muntaner.

Local de Lara Grill
Foto: Lara Grill.

En mayo de este 2021 la enseña se unió a la consultora especializada MundoFranquicia para dar comienzo a su expansión a nivel nacional. “Empezamos a promover el tema de las franquicias después del verano. No ha pasado mucho tiempo desde que empezamos con la búsqueda de inversores, pero yo creo que va un poco más lento de lo que debería ir”, reflexiona José Manuel Da Silva.

Según explica, en este tiempo han cerrado un nuevo local en Barcelona y dos dark kitchens. Una de ellas está ubicada en la zona del norte de Madrid, en funcionamiento desde finales de septiembre, y la otra en Valencia, aunque todavía no ha comenzado a dar servicio.

Lara Grill apuesta por dos dark kitchens en Madrid y Valencia 

Para la gestión de estas dark kitchens el equipo de Lara Grill ha confiado en la start up española creadora de cocinas ciegas, Cuyna. “Ellos son nuestros partners y los que están llevando nuestra expansión en dark kitchens”, cuenta el cofundador y CEO de Lara Grill.

Local de Lara Grill interior
Foto: Lara Grill.

La pandemia y todas sus restricciones han acelerado el auge del delivery y han cambiado los hábitos de consumo de gran parte de la población. Para Lara Grill, en los momentos más duros de la pandemia, el delivery llegó a representar un 50% de su facturación. No obstante, ahora, el peso del servicio a domicilio se ha reducido en un 10 o 20%, dependiendo del local.

En palabras del actual CEO de la marca: “Tenemos buenas previsiones con las dark kitchens, pero es cierto que la demanda de delivery ha disminuido mucho desde que hay más libertades. Hay que tener claro que el crecimiento del delivery al ritmo que ha tenido durante la pandemia no va a continuar, se estabilizará. Al español el encanta salir a comer, vivir la experiencia de sentarse, que le sirvan… Y eso no va a cambiar”.

Confiando en el público venezolano para su expansión internacional

En cuanto a aspiraciones futuras se refiere, el cofundador de Lara Grill habla en nombre de todo el equipo a la hora de determinar la meta final del negocio: “llegar a internacionalizar el producto”. Pese a que el concepto que propone Lara Grill tiene poco ver con el de un restaurante de comida típica venezolana, sí es cierto que en toda su propuesta reina un importante y único toque venezolano.

Local Lara Grill interior
Foto: Lara Grill.

Quizás es este el motivo por el que la población venezolana suelen ser los early adopters (es decir, los primeros clientes que validan y recomiendan el servicio) allí donde abren un nuevo local. Y, por eso, según afirma José Manuel Da Silva: “Los negocios venezolanos tienen ahora una buena oportunidad”.

Así, teniendo en cuenta que los venezolanos son los que más apoyo muestran a la marca y que en los últimos años ha habido un éxodo gigante de población proveniente de Venezuela, Jose Manuel Da Silva insiste: “Para nosotros es clave abrir en los principales puntos geográficos donde está la migración venezolana”.

¿Y cuáles son estos puntos? Santiago de Chile, Bogotá, Miami, Ciudad de Panamá o Buenos Aires, entre otros. “En estas ciudades comenzaríamos a internacionalizar la marca porque creemos que los early adopters nos van a ayudar a darnos a conocer. Después, ya lo evaluaríamos a nivel europeo en las principales capitales”, asegura el cofundador y CEO de Lara Grill.

Lara Grill propone el concepto food porn

Desde Lara Grill promocionan su amplia oferta gastronómica con el concepto del food porn. Da Silva lo define de la siguiente manera: “Todo lo que cocinamos lo hacemos para que babees, comas con las manos, te ensucies y comas a lo guarro. Este es uno de nuestros puntos clave”.

Hamburguesa Lara Grill
Foto: Lara Grill.

Siguiendo esta idea, en Lara Grill las salsas que acompañan cada receta juegan un papel muy importante para hacer el plato todavía más sabroso. Siendo conscientes del gran éxito de este producto, el equipo de la marca ha visto una nueva línea de negocio que pueden aprovechar: el retail. “Vamos a empezar a vender nuestras salsas en formato de 200 gr, en delivery y también en nuestros locales”, anuncia Da Silva. Además, en un futuro no muy lejano comenzarán las conversaciones con los supermercados con el objetivo de llevar las salsas tan características de Lara Grill a los lineales.

Unas burgers gourmet con productos únicos

El proyecto de Lara Grill vio la luz en un momento en el que las hamburguesas gourmet estaban muy de moda, con Goiko liderando este boom, según Da Silva. Así, con la intención de adaptarse a las tendencias gastronómicas, en Lara Grill decidieron completar su oferta de pepitos y batidos, con burgers gourmet. “Estuvimos haciendo un estudio de mercado y nos dimos cuenta de que la hamburguesa iba a ser un producto muy importante que no podíamos dejar de lado. Al final pensamos en el concepto street food como una unidad”, explica José Manuel Da Silva.

Pepitos de Lara Grill
Foto: Lara Grill.

Y para lograr diferenciarse en un sector tan competitivo como el de las burgers, desde Lara Grill buscan desarrollar un producto único. Para ello, cierran acuerdos con sus proveedores que les garanticen que los productos que utilizan para la elaboración de las burgers no los tenga nadie más. Así se consigue un producto de máxima calidad y único, que es el que más triunfa entre los comensales.

Pero los pepitos también tienen sus fans entre los clientes de Lara Grill.De cada dos hamburguesas vendemos un pepito, y para ser un mercado nuevo que no conocía este producto venezolano, lo vemos genial”, explica Da Silva. Actualmente, la oferta de pepitos se basa en 9 opciones diferentes. Algunas de las recetas siguen las recetas más típicas del pepito venezolano, pero muchas otras han sido adaptadas según los gustos del público español.

El comensal que entra en alguno de los cuatro locales de Lara Grill se siente escuchado y bien atendido por un servicio cercano y amigable. “Buscamos ofrecer espacios cómodos, escuchar a los clientes y ver qué les viene mejor”, indica Da Silva. Asimismo, en Lara Grill también cuidan el ambiente sonoro, para lograr una sensación envolvente y de bienestar en el comensal que les visita. Así, Lara Grill suena a música alternativa, a canciones del género rock alternativo indie.

Estar presente en el mundo online

Para la enseña el mundo online también tiene una gran relevancia. Es por eso que en Instagram cuentan con una presencia muy notable, con una comunidad de más de cien mil seguidores. Sobre esto, el gerente de la compañía el CEO y cofundador de la compañía comenta: “No hay duda de que es vital estar presente hoy en día en los medios digitales. La manera en la que gestiones las redes sociales te va a posicionar de una manera u otra respecto a los clientes”.

Batidos de Lara Grill
Foto: Lara Grill.

En el caso de Lara Grill, aun sin haber abierto su primer local su Instagram ya estaba en funcionamiento, con una importante campaña de intriga que empezaba a dar a conocer a la enseña. “No somos de ir sobre la marcha, sino de planificar, ordenar las publicaciones, ver qué vamos a sacar y cómo lo vamos a promocionar… Creo que de esta manera es cómo hemos conseguido llegar adonde estamos”, asegura Da Silva.

Así, la planificación, la fotografía de calidad y la interacción con la comunidad son puntos que ayudan a generar engagement con los clientes a través de las redes sociales para convertirlos en auténticos fans del concepto que propone Lara Grill.

¡Más noticias sobre el sector de la restauración aquí!